Nosotros Trabaje con nosotros RSE Blog Eventos

En la era de la computación cognitiva, se potencia la capacidad de las herramientas tradicionales de análisis de datos, con analítica avanzada y técnicas de aprendizaje automático. Los sistemas cognitivos tienen la capacidad de procesar grandes cantidades de contenido en su contexto para formular hipótesis y aprender de los datos para generar mejores resultados.

Además, los sistemas cognitivos se caracterizan por su velocidad a la hora de procesar la información tanto estructurada como sin estructurar. Por otra parte, le dan sentido a los datos que algunas herramientas no pueden aprovechar como contenido de video y de audio, opiniones de los usuarios y sus comentarios.

Los sistemas cognitivos son una gran ayuda para navegar en el mar de datos y brindar mejores experiencias a los clientes actuales y potenciales.

La construcción de una experiencia excepcional al cliente implica entender lo que están buscando a través de múltiples canales y dispositivos. De esta manera, están en juego diversos factores: cómo los compradores están cambiando la forma en que utilizan los dispositivos y sus actitudes o comportamientos; esto guarda una relación con el aumento de las expectativas y la lealtad hacia una marca.

Los compradores quieren experiencias personalizadas. Esto sin duda, implica una capacidad de reacción rápida ante las necesidades de los clientes y los cambios en el mercado. Cumplir  con las mejores experiencias significa estar presentes y disponibles cuando los clientes desean acceder, además reflejar los principios que les preocupan y ser sensibles a sus necesidades.

La ejecución de estas experiencias personalizadas requiere un componente de datos. Pero el reto consiste no en recibirlos, sino en comprenderlos y utilizarlos de la mejor manera posible. Es allí donde la cognitiva cumple su rol más importante.  Los sistemas cognitivos tienen la capacidad de procesar todos los datos, para obtener una comprensión más completa de cada uno de nuestros clientes actuales y potenciales con el fin de brindar mejores ofertas.

Un sistema cognitivo puede identificar los compradores que responden mejor a la que ofrece una marca en diferentes canales. Así puede obtener recomendaciones sobre qué contenidos proporcionar en cada canal y con qué tono. El valor agregado de esto es recibir las recomendaciones en cuestión de minutos en lugar de días, semanas o incluso meses.

Ahora, el enfoque de los departamentos de marketing debe ser el desarrollo de habilidades para trabajar eficazmente con herramientas como estas para obtener todo el valor de su información. ¿Desea conocer más? Contáctenos.

X